Lorenzo Silva gana el Planeta con su famosa pareja Bevilacqua y Chamorro

Presentó bajo seudónimo ‘La marca del meridiano’ y la finalista, Mara Torres, se estrena en la novela.

Diario de león | e. gancedo | barcelona 16/10/2012
El presidente de Planeta, José Manuel Lara, con el presidente catalán, Artur Mas, Lorenzo Silva que muestra su galardón y el ministro de  Cultura, José Manuel Wert.
El presidente de Planeta, José Manuel Lara, con el presidente catalán, Artur Mas, Lorenzo Silva que muestra su galardón y el ministro de Cultura, José Manuel Wert. a. olivé
El escritor Lorenzo Silva ganó anoche el Premio Planeta, dotado con 601.000 euros, con la novela La marca del meridiano que había presentado con el título provisional de Te protegeré. La presentadora de La 2 Noticias, Mara Torres, fue la finalista en una velada en la que se habló más de política que de literatura. Su novela La vida imaginaria, la había presentado con el título de El búnker.
Silva, uno de los escritores de novela negra que más vende en este país, se presentó al certamen con el seudónimo Bernie Ohls, personaje de la novela de Raymond Chandler El sueño eterno, del que es admirador el escritor madrileño. La marca del meridiano supone el regreso de los investigadores Bevilacqua y Chamorro, la pareja de guardias civiles más singular de la novela policiaca española. En esta ocasión un extraño crimen en la España actual llevará a la compenetrada pareja de ‘civiles’ hasta Logroño tras la pista de un caso con derivaciones éticas y emocionales.
Un Planeta con tricornio
La novela es la séptima de la serie del dúo, iniciada hace casi dos décadas y que según reconoce Silva, «no han dejado de traerme suerte desde que nacieron».
Bevilacqua, Vila para su próximos, alcanzó el grado de brigada en La estrategia del agua. Nacido en Uruguay hace cuarenta y muchos, licenciado en psicología, su olfato le invitó a opositar para guardia civil para ganarse la vida. Destinado a homicidios, pasó a la Unidad Central Operativa, especializada en el crimen organizado. Divorciado y padre de un adolescente, sincero y escéptico, se aleja del estereotipo histórico del cuerpo, en el está muy integrado y complementado a la perfección con la sargento Chamorro. Nunca oculta sus fracasos, sus contradicciones e hipocresías y es hipercrítico con sus superiores y el sistema del que forma parte
Virginia Chamorro apareció en El lejano país de los estanques, con veinticuatro años y recién salida de la academia. Inseparable de Vila desde entonces, a su lado alcanzó el grado de sargento. Seca y tímida, una década junto a Bevilacqua le ha curtido y aguzado su ingenio. Astrónoma aficionada, mantiene la fe en la justicia, al contrario que su compañero. Práctica y decidida, es el contrapunto sensato a las salidas de tono de un Vila cada vez más cáustico.
Silva, que ya se adjudicó el Nadal hace 12 años gracias a su pareja de ‘picoletos’, tenía muy pendientes a sus lectores del regreso de los atípicos sabuesos de la Benemérita, en la antítesis del tópico de la capa y el tricornio, pero miembros al fin del centenario cuerpo, y a los que hemos visto evolucionar en seis entregas.
Mara Torres (Madrid, 1974) es, además de periodista, doctora en Literatura Comparada en la Facultad de Filología de la UCM. Su novela, presentada bajo el seudónimo de Pilar Otero, narra una doble decepción sentimental y generacional. La protagoniza una publicista que trata de combatir la soledad y el desencanto dialogando con sus mejor amiga.
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s